Dial radio
Television antigua

Los chupa chups

Es de todos sabidos que los caramelos son habitualmente consumido por niños. Y en 1957 alguien inclusó comprobá mediatne un estudio de mercado que los consumidores de caramelos en España eran menores de 16 años. Los más pequeños solían meterse el caramelo en la boca y volver a sacarselo, y claro se ponian las manos bastante pringosas por el azúcar de aquellas golosinas.

Chupa Chups, anuncio de radio
Pues hubo un industrial catalán, Enric Bernat, que pensó en una solución para ese problemilla de limpieza y se le ocurió que si los caramelos lo comieran pinchados en un tenedor podrían sacarselo de la boca las veces que quisieran sin mancharse. Bueno y con este mecanismo tragarse un caramelo accidentalmente era bastante difícil. Claro un tenedor en manos de un infante era una arma en potencia, y la fabricación huebiera salido algo cara, así que se empleó un palito de madera en cuyo extremo se adheria el caramelo en forma esférica, como un balón de caramelo. El Chupa Chups estaba inventado, aunque su primer nombre fue Gol, por que el caramelo redondo entrando en la boca era como un balón entrando en la portería. Pero ese nombre pronto fue sustituido por algo más comercial y con más gancho Chups, que pronto fue cambiado a Chupa Chups, que es como lo conocemos desde 1963.

Desde su fábrica en Asturias este invento patrio cruzó rápidamente nuestras fronteras y se convirtió en una práctica golosina mundial, para descanso de muchas madres de la época y disfrute de los niños y niñas del mundo. Con el tiempo el palito de madera se cambió por uno de plástico hueco, por cuestiones de seguridad y poder así ser comercialido en otros países. Y el logo se modernizó bastante, para el cambio acudieron nada menos que a Salvador Dalí, que fue el autor de la actual imagen del famoso caramelo con palito.

A partir de entonces aumentó el número de sabores y se convirtió en un caramelo que no solo era consumido por niños, lo hemos podido ver en la boca de famosos como el futbolista y entrenador Johan Cruif, las cantante Mariah Carey o Madonna, el cineasta Harrison Ford, Esther Cañadas, el empresario de moda Giorgio Armani, el grupo Spice Girls. Y como no: era una imagen inseparable del teniente Kojak, la serie de detectives de los setenta.